acupuntura-orgon.com.ar
medicina energética

 

Inicio

English 

Deutsch

Presentación 

Esta medicina 

Revi al natural

Investigaciones

Historias 

Programa Azul 

Viaje 

Desintoxicación

Diccionario 

Cerebros  

Para qué sirve

Sociedad

Mapa

Concierto

Funciones

Estadística

Mediciones

Revitalización

Glosario

Enlaces

Plantas

Articulos

Chicos

Acu-Orgón

Gripe porcina

Viagra, Hierbas Chinas

Experimento de Alcoy

Limpieza Hepato-Biliar

Programa de Desintoxicación

La gripe

El Invierno

Los Hidrolizados

Los acumuladores de energía orgón

El Dor-Buster

La Primavera

Cielito Lindo I

Acupuntura estética

La revolución Reich

Talleres

La medicina catastrófica

Los bebés orgónicos

Orgón y Dor 

La Clonación de Idiotas

Revitalización y Envejecimiento

Talleres 2015 

 







 

 



La Brisa del Tiempo / Programa de Revitalización Biológica

3. Personalidad del REVI (Ser y Parecer por el mismo precio)

           Qué lo diferencia: "Natural" / Trabajo en Equipo /  Posibles indicaciones

   Fue necesario pasar por esta sintética explicación de los fenómenos relacionados con el proceso de envejecimiento para que ahora puedan explicarse los detalles del Programa REVI con mayor fluidez, tal como podría correr nuestra propia energía. El REVI es un programa estructurado en el cual se aprovecha, a los fines de revitalizar, la experiencia de años de trabajo con los sistemas médicos ya mencionados: la acupuntura, la utilización de medicación coadyuvante y la orgónterapia, a lo cual se agregan indicaciones específicas relacionadas con la nutrición y la actividad físicas

   Es un camino a recorrer en el plazo de seis meses, con algunos controles luego de su terminación. Tiene los objetivos ya mencionados, inmediatamente ligados a la visión del proceso vital que surge de las consideraciones desarrolladas en el capítulo anterior. Allí se aclara en qué consiste envejecer al estilo triste, precoz y terrible, y por lo tanto se ha diseñado la propuesta REVI para lograr exactamente su antítesis: un grato transcurrir en el tiempo y un final feliz, lo cual debería figurar dentro de los Derechos Humanos de cualquier habitante del planeta.

 

  Posibles características diferenciales

        Por ejemplo, lo de "métodos naturales o biológicos".  Es necesario aclarar este concepto, que si no se pierde en la bruma. Significa dos cosas: la primera es que tanto la estrategia como las tácticas son respetuosas del funcionamiento biológico natural y tratan de optimizarlo, no de reemplazarlo. Intentan restablecer la homeostasis normal (autorregulación) hasta donde esto sea posible en cada caso. La segunda es que se utilizan medios no agresivos para la integridad de los diversos órganos y sistemas: estimulación física de los puntos de acupuntura, medicamentos apropiados (eficaces y no tóxicos), energía por medio de los acumuladores de orgón, indicaciones nutricionales y pautas de ejercitación física. 

    Ninguno de estos procedimientos es iatrogénico o produce efectos secundarios indeseables.
No se administran drogas químicas en el sentido alopático, salvo vitaminas y minerales que nunca podrían entrar en la misma categoría. Tampoco se inyectan tejidos o células vivas para evitar fenómenos de incompatibilidad. Está claro que ni las agujas para acupuntura brotan de las ramas de los árboles ni los medicamentos homeopáticos bajan en los arroyos desde lo alto de la montaña. Tampoco los acumuladores de orgón surgen espontáneamente de la tierra, pero sus criterios de utilización -junto a las características de la nutrición indicada y el énfasis en desarrollar una cultura física- son suficiente argumento para definir como "natural" a este Programa de Revitalización.

     Otra característica del REVI es que se trata de un verdadero trabajo en equipo.

      En este estilo de mirar y vivir la medicina el tratamiento no se concibe como la relación entre un sujeto activo (el médico) y otro pasivo (el paciente que "pone" el cuerpo y abre la boca para deglutir pastillas): aquí hacen falta dos miembros activos y comprometidos, porque de otra manera el programa no funciona. Esto no es demagogia ni anticipo de lavarse las manos. Si se comprendió bien este escrito, se estará en condiciones de entender que la única manera de revertir el proceso de envejecimiento-desastre (¡que comienza a los 30 años!) es tomar su conducción en las propias manos. Sencillamente porque nadie puede, desde afuera, "implantar"  un sostenido equilibrio y aumento de la energía o sanear el sistema básico de manera estable. 

    
Y mucho menos es posible variar la alimentación por otro o respirar y mover los músculos en "representación del paciente". Como parte del trabajo en equipo se supone que debe tenerse una actitud de profundo respeto hacia la persona que lo practica, lo cual implica explicar en detalle los procesos, objetivos y  metodología del Programa y no mentir prometiendo magia imposible. Tampoco es función del médico "hacer de papá" estableciendo una relación que oscile entre dar comprensivas palmaditas en la espalda y regañar con aire de profesor enojado si el paciente no "cumple" con la parte que le corresponde en este programa. 



Está claro que la cosa es exigente porque no es nada fácil cambiar algunos hábitos profundamente arraigados, pero una característica de esta propuesta es la eficacia que posee la sumatoria de los distintos métodos que participan en su formulación sin extremar ninguno de ellos para lograr los objetivos propuestos. Aquí no se trata de plantear la exigencia de una alimentación rígida y ascética para el resto de la vida (tipo macrobiótica o naturismo ortodoxos) con el objetivo de fundar una nueva fábrica de faquires; tampoco se intenta formar un equipo para competir en las próximas olimpíadas. Pero cada persona verá hasta dónde puede, quiere y necesita llegar en este camino, que por otra parte está abierto y despejado más allá de las exigencias mínimas planteadas en el plan de trabajo.

 

Lo que se puede esperar del REVI

El objetivo más importante del programa es lograr una clara mejoría general del organismo.

      Es preciso destacarlo porque en la medicina de estos días, la expresión "estado general" significa lo mismo que "tejido conjuntivo", o sea: algo parecido a la nada, palabras de relleno sin valor ni precisión conceptual. Algo que pretende evaluarse con la determinación de algunas sustancias en la sangre y una visita al cardiólogo. A lo sumo una o dos ecografías para "descartar" la enfermedad innombrable. En cuanto a la terapéutica estándar del estado general es mejor ni hablar, sencillamente porque no existe. Aquí sí se habla del tema, porque el resbaladizo y misterioso "estado general" es en realidad lo único que siempre se puede tratar y mejorar para evitar un desastre. 

      Sucede que nuestra medicina no está diseñada ni tiene vocación para trabajar en la prevención, otra palabra incomprendida pero de utilización frecuente. Aquí es bueno recordar un aspecto de la tradición china en materia médica: los maestros que desarrollaron la acupuntura consideraban que verdadero médico era el que lograba mantener sanos a sus pacientes, mientras que quien únicamente se dedicaba a tratar la enfermedad que no había podido evitar era catalogado de "pequeño artesano". Y tanto era así que esos médicos recibían sus honorarios mientras tenían éxito en prevenir la enfermedad, pero cuando ésta aparecía debían curar a sus pacientes sin percibir nada, la diferencia era algo más de trabajo y un poco menos de prestigio.  

    
La mejor prevención posible es mejorar el ya famoso "estado general". ¿Qué significa, entonces, mejorar el estado general?  Varias y concretas cosas. En primer lugar equilibrar y aumentar la energía, lo cual no es pequeño detalle porque los estudios realizados en torno a este tema demuestran que la mayoría de los habitantes de nuestra cultura viven con la energía por el suelo,  bloqueada o ambas cosas. Simultáneamente es imprescindible proceder a un operativo de desintoxicación en gran escala. Según se ha visto, no es posible vivir con la cantidad de tóxicos que inevitablemente se depositan en el mesénquima sin que se vean gravemente comprometidos los órganos y sistemas más susceptibles. 



     A continuación poner en práctica una serie de procedimientos para lograr estimular el sistema inmunológico, cuya vital importancia no necesita de más aclaraciones. Por último proceder a estimular las funciones biológicas básicas: el sistema nervioso, el sistema endocrino, el aparato cardiovascular, las funciones respiratoria, hepática, renal y sexual. De esta manera puede esperarse una mejora en cada uno de los niveles mencionados y otra difícil de definir aunque tal vez algo parecido a: "me siento bien, me siento mucho mejor", lo cual es el típico resultado que se obtiene cuando la basura tóxica comienza a ser expulsada y la energía circula con mayor libertad. También es posible curarse o experimentar un gran alivio respecto de las enfermedades reversibles que ya estaban instaladas antes de empezar el programa.

      Una consecuencia adicional a lo esperado es una suerte de "entrenamiento energético" y la posibilidad de aprender a manejar los acumuladores de orgón cuando sea necesario, más allá de la terminación del tratamiento, así como también la repetición del programa de desintoxicación con el cual empieza el REVI cuando se lo considere conveniente.

      Es bueno aclarar que la posibilidad de acceder a un nivel importante de autorregulación es un objetivo fundamental de la medicina energética. Esto implica el poder resolver de manera autónoma una cantidad de problemas o dificultades relacionados con la salud personal, sin necesidad de estar consultando continuamente con un médico salvo cuando esas medidas fracasen o se presente algún trastorno que lo haga inevitable. Todo esto pueden esperar del programa de revitalización, una posible y considerable expansión del lado luminoso del ser.

      Un aspecto importante de la mejoría que se puede experimentar se encuentra a nivel de la sexualidad. Está claro que se trata de una preocupación inevitable cuando "se entra en años". Es también una buena fuente de entradas para una cantidad de inescrupulosos que prometen maravillas sin ningún esfuerzo, ya sea con drogas mágicas o con prótesis mecánicas, transformando una función tan humanamente expresiva en un problema de ingeniería de fluidos. 

      Es imposible ocuparse bien de este tema tratándolo "específicamente" (con criterio de mecánico aficionado) y apartado del conjunto porque La Sexualidad es una función biosíquica fundamental y sumamente compleja, ya que depende de una numerosa cantidad de factores emocionales, neuro-endocrinos y vasculares para ser eficiente y placentera, tanto en la mujer como en el hombre. Tiene dos características notables: la primera que es "de-a-dos", ya que se supone que hablamos de la sexualidad de una pareja, y la segunda es que se trata de una "función-resumen" porque para ser adecuada requiere que el conjunto del organismo tenga la vitalidad y el equilibrio necesarios. 

     El REVI trata de responder a estas expectativas por dos caminos: el trabajo sobre el bio-sistema en su conjunto y el énfasis en esta función particular. El refuerzo de las funciones básicas prepara al organismo, allana el camino mejorando las áreas neuro-endocrina y vascular. El aumento y la mejor distribución de la energía juegan un papel decisivo a nivel emocional y biológico, sumando el efecto de las sesiones de acupuntura, el acumulador de energía orgónica y Los Ejercicios de Seda. Por último, se trabaja con compuestos que producen una estimulación natural de las funciones sexuales femenina y masculina. 

 

Lo que no se puede esperar del REVI

      Este programa no está diseñado para tratar enfermedades específicas, no es un tratamiento para cada patología en particular, es un tratamiento de y para la persona. Es cierto que, como ya se dijo, en la medida en que mejora la funcionalidad general del bio-sistema pueden esperarse mejorías o curaciones de diversos males, pero esto depende de la profundidad de la afección y de cada situación clínica particular. Lamentablemente el REVI no puede hacer milagros, de manera que si el nivel de deterioro del organismo es severo, sólo puede esperarse una reactivación parcial de sus principales funciones biológicas.  

    Pero esto puede conocerse con bastante exactitud luego del diagnóstico previo. Tampoco es factible esperar maravillas si el paciente recibe demasiada medicación al margen del programa, ya que muchas de las que se consumen habitualmente pueden ejercer un efecto de bloqueo sobre el tratamiento. En este aspecto no es fácil generalizar, es necesario analizar cada caso en particular.

      Y aunque parezca repetitivo (y efectivamente lo sea) es necesario insistir en que no se puede esperar el desarrollo de algo que no se tiene. El programa mejora lo que se es, no inventa nada nuevo, redistribuye mejor lo que ya se posee a través de un proceso de reorganización energética y saneamiento de las funciones básicas, lo cual mejora la superficie (Apariencia) desde la profundidad.  Existen algunos equívocos cuando se plantea la relación entre edad cronológica y edad biológica. En general se dice de alguien: "parece más viejo" o "parece más joven" que la edad cronológica que tiene, pero es difícil escuchar "parece de la edad que tiene". 

     Sin embargo, uno debería parecer lo que es, si las cosas fueran como deben ser. Es bastante raro parecer de setenta si uno tiene cincuenta, tanto como parecer de veinte si se tienen sesenta y cinco. Si se acepta que estamos en presencia de un proceso generalizado de envejecimiento precoz las cosas aparecen más claras. En realidad se habla asumiendo que la inmensa mayoría envejece precozmente, de manera que cuando alguien aparenta la edad que tiene esto parece tan excepcional que "parece más joven" (que los viejos precoces). Si nuestra forma de existencia  fuera más respetuosa de la vida, lo excepcional sería encontrar personas cuyo aspecto represente más años que los que en realidad tiene.

 

Indicaciones y contraindicaciones

      El REVI está indicado para cualquier persona que sienta verdadera necesidad de hacerlo luego de reflexionar sobre lo que plantea este escrito. Se comprenderá, entonces, que plantear límites acerca de la edad no tiene demasiado sentido.

      No tiene contraindicaciones salvo situaciones desesperantes desde el punto de vista clínico o imposturas desde lo ideológico como deseo de magia o éxito sin ningún compromiso de esfuerzo personal, lo cual casi con seguridad termina en una frustración mutua.

al 4. Metodología del programa
a Revitalización
a Inicio

 

horizontal rule


Medicina energética

Inicio / Presentación / Esta medicina / Revitalización al natural / Investigaciones / Historias / Programa Azul / Viaje / Desintoxicación / Diccionario / Cerebros / Para qué sirve / Sociedad / Mapa / Concierto / Funciones / Estadística / Mediciones / Revitalización / Glosario / Articulos / Enlaces / Morir como chanchos / Chicos / Plantas / Acupuntura-Orgón / English / Deutsch / Talleres / Viagra, Hierbas chinas / El experimento de Alcoy / Limpieza Hepato-Biliar / Programa de Desintoxicación / La Gripe / El Invierno / Los Hidrolizados / Los acumuladores de energía orgón / El Dor-Buster / La Primavera / Cielito Lindo I / Acupuntura Estética / La revolución Reich / La medicina catastrófica / Los bebés orgónicos / Orgón y Dor / La Clonación de Idiotas  / Revitalización y Envejecimiento / Talleres 2015

Dr. Carlos Inza / Salguero 1807 - 11A / CP 1425 Buenos Aires - Argentina / Tel-fax: (011) 4822-5946  
           acupuntura.orgon@gmail.com
                 acupuntura_orgon@yahoo.com.ar